Rendimiento de la cadena de suministro
Rendimiento de la cadena de suministro

Gestión de stock: cómo se gestionan y clasifican los productos en un almacén logístico

Conocer las tendencias en el mercado Es importante conocer qué está de “moda” en el mercado o qué es lo que se compra habitualmente. Las tendencias pueden cambiar cada…

En octubre 05, 2021

Conocer las tendencias en el mercado

Es importante conocer qué está de “moda” en el mercado o qué es lo que se compra habitualmente. Las tendencias pueden cambiar cada año o por temporadas. Un ejemplo que hemos visto en el último año coincide con la pandemia del COVID-19. Podemos observar cómo el ecommerce tuvo un salto exponencial y los productos de primera necesidad multiplicaron sus ventas.

Por ello, es indispensable para la buena gestión del almacén anticiparse y prever las tendencias del mercado. Hay que tener en cuenta los productos que más se demandan por temporadas, valorar las ventas de otros años, observar si el producto está en constante crecimiento, conocer las desviaciones interanuales, las promociones y la inversión publicitaria.

En los almacenes logísticos existen diferentes formas de clasificar los productos para evitar su caducidad, estado de conservación o inclusión como producto no apto. Las técnicas más habituales empleadas son el FEFO y FIFO aunque existen otras metodologías. 

Técnicas para clasificar los productos

FEFO (First Expires, First Out) es una técnica de gestión de stock en la cual las compañías  logísticas gestionan las caducidades o valores clave del producto para realizar su expedición acorde a estas características. 

Esto implica que los productos con caducidad más cercana siempre van a ser seleccionados para las primeras expediciones, evitando con ello su posible caducidad. Esta misma sistemática se aplica al concepto de lotes donde cada fabricante decide qué lote debe ser expedido en primer orden, de acuerdo a sus criterios de calidad y control. En la actualidad, todos estos cálculos analíticos se realizan a través de los sistemas de control de gestión logística. 

FIFO (First In, First Out) es una técnica de gestión de stock en la cual las compañías logísticas gestionan el movimiento o valores clave del producto para realizar su expedición acorde a un criterio de tiempo. 

Esto implica que los productos que se recepcionan primero siempre van a ser seleccionados para las primeras expediciones.  Esta misma sistemática se aplica al concepto de lotes, donde cada fabricante decide qué lote debe ser expedido en primer orden, de acuerdo a sus criterios de calidad y control. Esta tipología de almacenamiento es utilizada principalmente en la fabricación de productos con alta demanda, sin caducidad, o que por sus características tienen un bajo número de referencias. En la actualidad, todos estos cálculos analíticos se realizan a través de los sistemas de control de gestión logística.

Técnicas de gestión de stock (ABC)

Los productos que hay en el almacén no tienen ni el mismo valor económico ni la misma frecuencia de venta. Por ello, es importante tenerlos clasificados mediante técnicas de gestión donde se analizan los valores antes comentados. La más utilizada corresponde al “ABC”.

  • Productos A: son los de más alta rotación. Para el cliente son los más usados o vendidos. Asimismo, suelen ser los que más ingresos generan (alta rotación de salida y frecuencia de venta).
  • Productos B: productos con un valor y una frecuencia de ventas moderada. Estos productos no necesariamente están fuera de temporada pero, su frecuencia es menor a los productos tipo “A”.
  • Productos C: movimiento mínimo. Baja rotación de salida, ya que corresponde a productos fuera de temporada, productos no perecederos o que el fabricante está obligado por ley a disponer de ellos como recambio. 

Por lo general el producto que más se vende y mueve por el almacén es el tipo A ya que corresponde a un valor 75-80% de las existencias. Los de tipo B corresponden al 10-15% y los de tipo C al 3-5%.

Existen otras técnicas de gestión de inventarios pero no son tan habituales. 

Gestión de mercancía caducada y defectuosa

Si por circunstancias de demanda, producción o almacenamiento se genera en los productos un estado de caducado o defectuoso, se procede del siguiente modo: 

En cada almacén debe haber una zona destinada para la mercancía caducada, defectuosa, bloqueada por calidad o cualquier otro requisito que hayan acordado cliente y operador logístico. 

Cuando una mercancía pasa a estado “No apto”, se traslada a las zonas anteriormente comentadas. Una vez que el producto se encuentra en este área, se analiza y define bajo los criterios de calidad su estado final. Después de ello, puede destinarse a destrucción, extensión de vida útil, donación, cuarentena, o cualquier otro estado que se haya acordado entre el cliente y el operador logístico. 

Situación de destrucción

Este caso resulta el más habitual y, sin embargo, es el más lesivo para las compañías productoras ya que el producto debe ser reciclado de acuerdo a la normativa actual.

Cuando hablamos del reciclado se entiende que el producto es destruido, compactado, inertizado o creado cualquier otro método por el cual sale fuera de la cadena de suministro y no es apto para su utilización y consumo. Igualmente, dentro de FM Logistic, todas estas gestiones se realizan en el ámbito de un estricto control medioambiental y productivo. Para FM Logistic es vital reducir cualquier tipo de emisión o factor contaminante. 

Todos estos procesos, están amparados bajo normativas ISO de control de calidad y medioambiente consiguiendo así disminuir el número de lotes de productos que se van a desechar. 

Se evita que el productor y cliente tengan pérdidas económicas importantes por el extravío y destrucción de mercancía y se reduce la cantidad de residuos y desperdicios. “Intentamos desechar el menor número posible de productos. Para FM Logistic, la sostenibilidad y la reducción de cualquier tipo de residuo son dos pilares fundamentales de nuestra filosofía”, argumenta Juan Valdés, Manager de Stock Control de la plataforma de Illescas.

¿Fue este contenido interesante, útil?